jueves, 2 de junio de 2011

Los New X-Men de Morrison (7ª Parte)


New X-Men #146-150

"Planeta-X"
Guión: Grant Morrison
Dibujo: Phil Jiménez (#146-150)

"Planeta-X" se convirtió en el canto del cisne de Morrison al frente de la Patrulla-X del siglo XXI. Con todas las cartas sobre la mesa y los jugadores en sus sitio, debían empezar a ocurrir cosas de la magnitud como la que nos presentaba esta saga.

Con Cíclope y Lobezno fuera de la Mansión, y con el personal justo al ser verano, Hank parte junto con Emma a la búsqueda de Scott que ha sido localizado cayendo en pleno mar pacífico tras el monumental escape del asteroide dónde se encontraba el cuartel secreto de Arma Plus. Mientras que Jean hace lo mismo para rescatar a Logan que está todavía en el asteroide, en una conversación con Charles éste le sugiere que para el próximo curso tendría que sea la pelirroja quién tomara el mando y dirección del Instituto. Todo esto es simplemente la calma que precede a la tormenta, ya que la clase especial de Xorn recibe un nuevo estudiante, Sooraya, a la que conocimos en números anteriores. Por algún motivo la tensión se palpa en el aire y la pobre Arena es enfrascada por sus compañeros cuando intenta a avisar al profesor Xavier que algo no rula bien en la 'clase especial' y con el Sr. Xorn. Y en unas de las mejores escenas que ha podido leer servidor, somos testigos de la verdadera traición desde dentro de la Mansión... Emma y Hank son derribados en mitad del mar cuando son alertados de un posible topo, Jean y Logan se encuentran en el asteroide para que éste le revele que se trata de uno de los antiguos escondites de Magneto... Y en el Instituto, Xavier queda paralizado de nuevo y se revela que tras el casco de Xorn se encontraba Magneto.

A lo largo de la saga seremos testigos de la destrucción de la Mansión, el aprisionamiento de Xavier  a manos de la nueva Hermandad de Mutantes Diabólicos compuesta por los alumnos de la clase especial de Xorn y el repentino secuestro de Manhattan. Todo esto orquestado por Magneto a lo largo de toda la etapa del escocés, siempre en las sombras, socavando a su eterno enemigo desde dentro y es cuando argumentos pendientes como la 'Revuelta' o el asesinato de Emma a manos de Esme cobran un nuevo sentido.

El plan de Magneto consiste en poner el planeta del revés, invirtiendo los polos  y permitiendo la supervivencia a aquellos dignos de permanecer en su planeta. Una idea que poco a poco va perdiendo coherencia al mostrarnos a un Magneto completamente desbocado y fuera de sí, por culpa del Coz que toma en grandes dosis. Con la Patrulla-X fuera de la ecuación los planes de Magneto parecen triunfantes, hasta que el Pico se rebela contra ellos y en la fuga se cruzará con Scott que ha organizado junto con Fantomex un pelotón para acudir a la batalla final de Magneto en Manhattan.

En el espacio unos agonizantes Logan y Jean tienen una profunda conversación sobre lo acontecido últimamente en la Mansión con todo el embrollo de Scott/Emma, mientras esperan su muerte a manos del propio Sol ya que el asteroide iba con un rumbo prefijado. Cuando la esperanza parece perdida, Logan decide ahorrar sufrimiento a la pelirroja y la apuñala mientras espera su consumición completa en el gran astro... pero la fuerza Fénix resurge y la esperanza vuelve a volver para los 'X-Men'.

El último número de 'Planeta-X', el #150, nos presenta el enfrentamiento final entre la Patrulla-X y el Amo del Magnetismo. Lo original del enfrentamiento es ver a antiguos alumnos del Instituto contra la nueva Hermandad y a un desequilibrado Magneto que muestra signos de agotamiento en cuanto a sus ideas de gobernar y denigrar la raza humana hasta el máximo nivel. La derrota de Magneto es llevada a cabo de manera conjunta con toda la Patrulla-X, confundiéndolo con la imagen que 'creó' de Xorn y cuando todo parece haber acabado para el mutante, Jean cae ante un pulso electromagnético procedido por Magneto en el último momento y Logan en un ataque de ira le arranca la cabeza a Erik. Scott llora por Jean en los brazos y vuelve a verla morir, pero el número se cierra con un epílogo que nos traslada 150 años en el futuro dónde en la luna encuentran el huevo del Fénix.

La saga rezuma épica en todas sus páginas ya que la narración y el momento de la derrota de Magneto se posterga hasta el último número. El guionista escocés también guarda varias lecturas para el regreso de Magneto y sus eternas luchas con la Patrulla-X dejando en evidencia que sus ideas están extintas y que ya es hora de dar un paso más allá de seguir anclado en el pasado. Algo que también transmite la etapa de Morrison, ya que después de todo la Patrulla-X siempre se ha movido por ciclos y todos ellos acababan con un enfrentamiento con Magneto y aquí el autor se encarga de erradicarlo para siempre, volviendo a matar a Jean por el camino, de una resurrección de la que muchos no recordaban cómo había ocurrido pero que dio puerta a que en el mundo de los mutantes la muerte solo fuera una excusa para devolver a los personajes a la vida tarde o temprano.

El dibujo de Phil Jiménez aporta la cohesión necesaria y mantiene fiel el aspecto de la saga a un nivel nunca antes visto en la colección. Con una impecable puesta en escena, tenemos imágenes que se quedarán grabadas para la posteridad de los mutantes como el desenmascaramiento de Xorn, la muerte de Jean o ése final apoteósico.

Posteriormente la saga fue denigrada y puesta en duda por la propia editorial, aunque de esto ya hablaremos más adelante. Pero como cierre de etapa estuvo muy bien construido y supo mantener el interés del lector mes a mes y hacernos partícipes de una derrota más espiritual que física para la Patrulla-X quién se despedía así de Jean Grey Summers de nuevo.

1. Xorn se revela como Magneto
 
Un golpe de efecto que a día de hoy aún despierta las dudas de los lectores más avispados, quienes piensan que todo fue una improvisación del guionista escocés. De esto hablaremos más detalladamente en otro post. La escena dónde Xavier pierde el movimiento de las piernas es completamente desgarradora al igual que la escena dónde Xorn se revela como Magneto.

2. La Nueva Hermandad
 
La primera Hermandad de Mutantes Diabólicos estaba compuesta por parias sociales y en esta nueva encarnación Morrison la homenajea a su gusta incluyendo todos los estudiantes marginales que nos había presentado a lo largo de su etapa. Un punto a favor del guionista al no tener que recurrir a viejos personajes del universo mutante y engrandeciendo la presencia de estos peculiares personajes.
 
A destacar el papel de Esme, que aunque muera al final de la saga es la única de las Cucos que ha mostrado ser independiente aunque tomara un mal camino que la llevaría a la muerte.

3. Logan y Jean
 
En el número #148 tenemos una de las conversaciones más sinceras entre Jean y Logan mientras esperan su muerte en el Sol. En el último momento de manera compasiva Logan decide apuñalar a Jean para acabar con su sufrimiento.

4. El resurgir del Fénix
 
Tras el apuñalamiento de Jean, el Fénix retoma el control completo por lo que la balanza para el enfrentamiento de los X-Men contra Magneto vuelve a equilibrarse a favor de los mutantes de Xavier.

5.  La muerte de Jean... otra vez
  
El guionista comentó que una de las cosas que más odió de la Marvel de hace años fue que resucitasen a Jean tras su épica muerte en el Uncanny X-Men #137, por lo que aquí decidió darle carpetazo de nuevo, aunque la últimas palabras de la pelirroja no las terminara de completar algo que veríamos en la siguiente saga.

6. ¿Adiós Magneto?
 
Tras sellar el destino de Jean, Magneto pierde la cabeza por culpa de las garras de Logan quién en un ataque de ira se lleva por delante a Erik una vez derrotado frente a su Hermandad y la Patrulla-X. Aunque todos sabemos cómo funciona esto... y dará para otro post.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada